sábado, 26 de octubre de 2013

Presidencia cubana de Celac, nueva razón para condenar bloqueo EE.UU.


La presidencia de Cuba en la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) constituye este año una razón adicional para condenar en la ONU el bloqueo norteamericano a la isla, afirmó la representante permanente de Nicaragua aquí, María Rubiales.
En entrevista con Prensa Latina, la diplomática consideró que las sanciones económicas, comerciales y financieras impuestas a Cuba desde Washington por más de medio siglo "se tornan aún una lujuria mayor por tratarse de medidas contra el actual presidente pro témpore del bloque regional".
"Se trata de una incongruencia que dejará todavía más aislado a Estados Unidos, que siendo vecino de nuestra región agrede de esta manera tan criminal a su interlocutor", expuso a propósito de la votación el próximo martes en la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre un nuevo proyecto de resolución para el fin del bloqueo.

El 29 de octubre, la Asamblea someterá a sus 193 países miembros un documento similar al respaldado por ese foro desde 1992, en los últimos siete años con más de 180 votos.

Ya sabemos de antemano lo que sucederá, porque la inmensa mayoría de los pueblos y gobiernos del mundo están en contra de un acto tan inhumano y criminal, subrayó la también viceministra nicaragüense de Relaciones Exteriores.

Rubiales señaló que América Latina y el Caribe otorgaron a Cuba la presidencia pro témpore de la Celac en 2013 porque confían en la isla y la respetan.

Quien lidera este año los trabajos de integración y unidad regional no puede seguir atacada por un bloqueo, expuso.

Según la representante permanente de Nicaragua en la ONU, varios países de la región intervendrán junto a naciones de África y otros continentes antes de la votación para explicar su postura de rechazo al cerco, que ha causado pérdidas estimadas en un billón 157 mil 327 millones de dólares.

No puede pasarse por alto otro tema, la solidaridad mostrada por Cuba durante todos estos años, "porque en lugar de militares, como hace el gobierno norteamericano, envía a otros pueblos ejércitos de médicos y educadores", dijo aquí.

La diplomática nicaragüense también llamó la atención sobre el empeño de Estados Unidos en ignorar año tras año el reclamo de la comunidad internacional ante el principal órgano de la ONU.

"Cómo lograr que Estados Unidos escuche esta demanda mundial, la cual acompañan en ese país buena parte del pueblo y muchos empresarios que quisieran hacer negocios con la isla", comentó.

Al respecto, Rubiales manifestó esperanzas de que el proceso de reforma "que debe darse dentro de las Naciones Unidas" haga a esa organización más democrática, abierta y con capacidad de implementar sus resoluciones.


Fuente: Prensa-latina.cu

No hay comentarios:

Publicar un comentario